LOS CICLOS CÓSMICOS EN LA COSMOVISION ANDINA

 

LOS CICLOS CÓSMICOS EN LA COSMOVISION ANDINA
 

P. Ninanturmanya

 

Nuestros Inkas tenían el convencimiento de que todo en el mundo es cíclico: los fenómenos sociales, biológicos, el movimiento de la estrellas, de los planetas, etc.

El origen de la “ciclicidad” en la cosmogonía y mentalidad andina (qechwa) es enigmático. En donde tiene sus orígenes? Desde cuando o que época la idea de los ciclos empezó a formar parte hasta del modelo lingüístico-morfemico del mundo qechwa? Es que acaso fue mucho antes- o en los inicios mismos- de la estructuración de las bases del idioma qechwa?. De donde estos conocimientos?

La palabra  KUTI” tiene un lugar clave e importantísimo en el mundo idiomático qechwa y tiene varias acepciones. 

KUTI =  vez (1)

Ejemplos:

Ayka kuti = cuantas veces

Juk kuti = una vez

Ishkay kuti = dos veces , etc

Kay kuti = esta vez

Tsay kuti = aquella vez ( aunque para este caso  mas se usa tsay pin kaq)

             KUTI = retorno, regreso, vuelta al lugar o punto de origen, vuelta entera (revolución), cambio, transformación (1). Este es el significado de mayor trascendencia y de allí proviene y se desprende el verbo KUTIY = retornar, regresar, volver, voltear.

Como vemos, para el mundo qechwa (andino) para que algo sea considerado “una vez” (numéricamente hablando, una situación determinada, un proceso sea este biológico, social o cósmico) tiene que cumplir el requisito sine equanone del “carácter cíclico”.

Graf.

 

Veamos algunos ejemplos:

Ayka kuti taq aywashqa = cuantas veces fue?

Ayka kuti taq mikushqa = cuantas veces comio?

Ayka kuti taq apamushqa = cunatas veces trajo?

Ayka kuti taq maqashqa = cuantas veces le pego?

Ayka kuti taq tapukushqa = cuantas veces ha preguntado?, etc

Para completar la ilustración veamos la combinación de las dos acepciones:

            Ayka kuti taq kutimushqa = cuantas veces ha regresado?

            Ayka kuti taq kutimunqa =  cuantas veces regresará ?

            Juk kuti kutimushqa         =  regresó una vez

De la palabra KUTI se deriva lo que es ya ampliamente conocido: “PACHAKUTI”,  que significa y es el retorno al punto inicial del ciclo de un proceso que ocurre en el tiempo y en el espacio, completando así una revolución.

Pachakuti en su acepción correcta significa “RENOVACIÓN DEL TIEMPO Y DEL ESPACIO”, es decir, LA TRANSFORMACIÓN DEL MUNDO. De ser entendido en forma simplista solo como revolución, podría tomarse como el ciclo del día y de la noche y esto seria un reduccionismo descabellado del verdadero significado de esta expresión.

Del termino Pachakuti se deriva el verbo PACHAKUTIY (renovar el tiempo y el espacio.. transformar el mundo ) y de este se deriva PACHAKUTEQ ( o Pachakutiq ) que significa pues, “renovador del tiempo y del espacio, transformador del mundo” . Pachakuteq puede ser Sujeto o adjetivo determinativo.

En en campo de la terminología política de los cambios sociales por eso, nosotros no hablamos de hacer revoluciones, no hablamos de revolución ni de cambios revolucionarios, tal y como lo suelen hacer los importadores de ideologías foráneas a nuestros suelos. Dentro de nuestra cosmovisión, nuestra terminología política prefiere por eso  hablar de Pachakuti en lugar de Revolución y lo entendemos como el cambio radical y substancial de nuestra sociedad desde una óptica global e integral (cultural, cosmovisional, espiritual, social y económico)  y no solo del ámbito economicista. Esta es la gran diferencia entre el MP-LT y los demás partidos políticos de derecha (liberales, neoliberales, ultraliberales, etc), la izquierda ortodoxa y sus nuevas tendencias que no son otra cosa que su intento de reciclarse políticamente pero manteniendo sus viejas y ya gastadas ideologías estériles de inspiración foránea: “made in USA, made in Europa, made in Rusia, made in China; en general made in fuera del Tawantinsuyu”. Esta dependencia  ideológica alienante es suicida, castrante y esterilizante en lo ideológico, político y programático. Prueba de esta esterilidad es el “cero frutos” del accionar de estos partidos políticos. Y si se puede de alguna  manera llamar fruto a los resultados del trabajo de estos partidos, son "frutos tóxicos y venenosos" que llevan a la muerte lenta por  hambre, desnutrición, corrupción, descomposición social, alienación a través de la transculturización compulsiva y la pseudo cultura, y el abandono a nuestros sagrados  valores ancestrales.

La doctrina cíclica constituye una herencia común, presente en las mas antiguas tradiciones de la humanidad, esta provee la verdadera explicación del mundo moderno (explica y entiende el porque del sistema mundial actual de opresión y explotación y bajeza espiritual ). (2)

Todo funciona en circulo, todo tiende a ser redondo: el desarrollo de un ciclo debe ver realizar todas las posibilidades que están incluidas en el interior de este ciclo, el cual partiendo de su principio se aleja gradualmente hasta alcanzar su punto mas bajo. Es así, que aun podemos decir que el despliegue de la manifestación se desarrolla entre dos polos: la espiritualidad pura y la materialidad pura.

Es ineludible el retorno de la espiritualidad primordial. El despertar del pueblo-continente (Abya-Yala) es un elemento clave de la historia del mundo, porque conserva una de las herencias mas antiguas de la humanidad.

La lucha por la Liberación Nacional del Tawantinsuyu, así  como de nuestro continente, es tarea mas que actual y urgente, necesaria para la posterior reconstrucción de nuestras naciones. Esta tarea tiene que ser asumida por los mejores hijos de nuestros pueblos y continente como un compromiso de honor, con responsabilidad y mucho amor, abandonando todo protagonismo personal e individualista, poniendo en primer plano los intereses sagrados e impostergables de nuestros pueblos.

(1)    Cesar A. Guardia Mayorga: Diccionario Kechwa- Castellano- 4ta edición, Ediciones Peisa, 1969, pp.86-87.

(2)    Intisunqu Waman: Tradición  y Modernidad,  una perspectiva amerindia, Colombia,  Editorial Mejoras Ltda., 2002, pp. XV.

 

 

 

1