ðHar.geocities.com/RIVERPLATETUGRATONOMBRE/idolo40.htmlar.geocities.com/RIVERPLATETUGRATONOMBRE/idolo40.htmldelayedxR\ÕJÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÈð˜þOKtext/html&ËÅKþÿÿÿÿb‰.HTue, 04 Sep 2001 15:24:31 GMT`Mozilla/4.5 (compatible; HTTrack 3.0x; Windows 98)en, *Q\ÕJþRIVER PLATE..."ARIEL ARNALDO ORTEGA"



Ariel Arnaldo Ortega

4-3-74, Ledesma (Jujuy). Delantero.
61 veces internacional con Argentina.
At. Ledesma Jujuy, River (91-97), Valencia (97-98), Sampdoria (98-99), Parma (99-2000), River (2000- ).
Cuatro Torneos Apertura (91, 93, 94 y 96).
Una Copa Libertadores (96).
Medalla de Plata con Argentina en los Juegos Olimpicos de Atlanta'96.
Campeón panamericano con Argentina en Mar del Plata '95.
Una Supercopa de Italia con el Parma (99).
Considerado uno de los mejores futbolistas surgidos de la cantera de River en las últimas décadas, Ortega alcanzó su rendimiento más brillante vistiendo la camiseta franjirroja, pero desde que se alejó de Núñez perdió parte de esa imaginación que le hizo grande. No obstante, nadie que le viera jugar en el Monumental discute las cualidades del Burrito, quien desde la posición de enganche es capaz por sí solo de inclinar un partido a favor de su equipo.
El Atlético Ledesma de Jujuy fue su primer club y desde ahí, ayudado por su entrenador, Roberto Gonzalo, dio el salto a las inferiores de River. Sus primeros meses en Buenos Aires estuvieron marcados por la melancolía y la añoranza de sus padres, por lo que pasaba gran parte de su tiempo hablando con ellos por teléfono o en casa de sus tías Negra y Titina, los dos únicos familiares que tenía en la capital. Su otro refugio era la pensión donde se alojaban los jugadores de la cantera de River y en la que compartió habitación con Matías Almeyda, compañero suyo posteriormente en el primer equipo y en la selección.
Su magnífica progresión le permitió debutar en Primera con sólo 17 años, el 14 de diciembre de 1991, iniciándose ahí una fructífera relación durante la que saboreó la gloria y conoció algunos de los aspectos menos gratificantes de este deporte. Rindió a un altísimo nivel y las ofertas por su pase comenzaron a llegar a la sede de River. Incluso recibió una propuesta de la Federación de Bolivia, país en el que nacieron sus padres, para nacionalizarse y disputar con ellos el Mundial de Estados Unidos ’94. Ortega rehusó, confiado en que su futuro debía estar ligado a la selección albiceleste. No se equivocó, ya que estuvo en tierras norteamericanas representando a Argentina, combinado con el que acudió también a Francia ’98.
En 1996 estuvo a punto de fichar por el Nápoles, pero finalmente se desestimó su contratación por un doble motivo: la precaria situación económica del club italiano, que contrató en su lugar al brasileño Beto, y la ilusión que tenían todos los componentes de River por ganar la Copa Intercontinental frente a la Juventus. Mejor suerte corrió el Valencia, que en los primeros meses de 1997 concretó la incorporación de Ariel a cambio de más de 14 millones de dólares, en lo que fue el traspaso más caro en la historia del fútbol argentino. Su estancia en la Liga española estuvo marcada por la polémica y sus enfrentamientos con el técnico del equipo, el italiano Claudio Ranieri, lo que terminó por afectar a su rendimiento, que en ningún momento se acercó al ofrecido en River. Tras el Mundial de Francia, Ortega emprendió rumbo a Génova, donde vivió la peor temporada de su carrera. Su juego fue discretísimo y cerró la campaña asistiendo al descenso de la Sampdoria a la Serie B y con gran parte de su prestigio perdido. Finalizado el campeonato fue traspasado al Parma, y a mediados del 2000, regresó a River Plate.

1