Flora de San Luis  
                                                                                              Inicio | Comité | Documentos | Fotos | Contacto
.
Algarrobo en flor
.
AMBIENTE BIOLOGICO ECOLOGICO DE LA PROVINCIA DE SAN LUIS
FUENTE: http://www.mineria.gov.ar/ambiente

FLORA Y VEGETACION

Introducción

Para la realización los informes de las distintas áreas de influencia del PASMA se ha consultado bibliografía que desde diferentes aspectos aborda el estudio de la Flora y Vegetación de Argentina.
Estos aportes realizados a través del tiempo han permitido definir un punto de partida para este trabajo, que en ciertas áreas dispone de un mayor detalle, fundamentalmente para la Flora.

Quebrada de Las HigueritasEntre los autores de obras de consultas básicas se puede mencionar a:· Hauman et al. (1947), La Vegetación de la Argentina · Roig (1960), Bosquejo Fitogeográfico de las Provincias de Cuyo · Hueck (1965), Mapas fitogeográficos de la República Argentina · Cano et. alt. (1968), Indice bibliográfico de mapas de vegetación de la Argentina · Cabrera (1976), Regiones Fitogeográficas Argentinas
Por otra parte, los trabajos de consulta permanente en la elaboración de los listados florísticos finales y que atienden a la caracterización de las especies fueron la Flora de Mendoza (Ruiz Leal, 1972); Flora de San Juan (Kiesling, 1994); Flora Patagónica (Correa, 1978), Enciclopedia Argentina de la Agricultura y Jardinería (Dimitri, 1972), Plantas Vasculares de Argentina (Boelcke, 1992), Manual de Malezas (Marzocca, 1993).

Por otra parte, el ordenamiento según Divisiones, Clases, Ordenes y Familias se realizó siguiendo el Sistema de Engler, y el ordenamiento de los géneros según familia sigue a S.A.B. (1984). Para determinar los estados de conservación de las especies se utilizó la lista elaborada por Chebez (1994).
Cabe aclarar, que en nuestro país no contamos con gran número de estudios fitogeográficos. Cabrera (1976) cita a Lorentz (1876) como pionero en la ordenación por territorios fitogeográficos, sucediéndose luego de él una serie de autores, quienes han publicado varios sistemas de clasificación fitogeográfica. Entre ellos Holmberg (1898), Hauman (1920, 1931), Frenguelli (1941), Castellanos y Pérez Moreau (1944; 1945) y Parodi (1945, 1964).

Los trabajos mencionados nos proveen información general sobre el tipo de vegetación que se puede encontrar dentro del área de influencia de estas provincias, describiendo los Dominios, Provincias y Distritos Fitogeográficos que se encuentran en cada una de ellas, situándonos en una visión amplia de las mismas.
Cuando nos referimos a Dominios, Provincias y Distritos, estamos hablando del sistema de clasificación fitogeográfica existente. Este se basa en afinidades florísticas (sistemáticas) más que en relaciones fisionómicas de dominancia de tipos biológicos (formas de vida).

Los Dominios Fitogeográficos son el tipo de ordenamiento más amplio, al interior de las grandes regiones fitogeográficas de la tierra. Estos dominios constituyen distinciones principalmente bioclimáticas, encontrándose incluidas dentro de ellos las distintas Provincias, y dentro de las Provincias se hallan los Distritos
Tanto las provincias como los distritos responden a distinciones ecológicas como los cambios de composición florística relacionadas a latitud o altitud.

En nuestro análisis se describen primero los Dominios, Provincias y Distritos Fitogeográficos que se pueden encontrar en las áreas de estudio, indicando luego para cada área de influencia cuáles de ellos se pueden hallar, señalando en una figura sus delimitaciones generales (Figura 5.1-3); las figuras que se presentan fueron confeccionadas mediante análisis de SIG en base a la información bibliográfica disponible.

Una vez descripto el contexto fitogeográfico en que se encuentran las áreas de influencia de cada provincia política, se describirán los trabajos más específicos y locales hallados en bibliografía para las mismas.

La caracterización del área de influencia de San Luis está basada desde el punto de vista fitogeográfico en los trabajos de Cabrera (1976) y Roig (1960). 
La descripción de las comunidades vegetales se extrajo básicamente de la publicación de Anderson et al. (1970) debiéndose aclarar que dada la antigüedad del trabajo éstas seguramente presentarán modificaciones en la actualidad, por encontrarse en un área de gran actividad humana que seguramente ha alterado su estructura y composición. A pesar de ello, la lectura del mencionado trabajo así como la opinión del Director del Herbario de la Universidad de San Luis, Ing. Del Vitto, acerca del mismo han determinado que sea utilizado como base para la descripción de la vegetación del área de influencia de San Luis.
Han aportado también valiosa información para el conocimiento de las comunidades presentes en el sector noroeste del área de estudio los trabajos de Baez (1939 y 1946), sobre todo en lo que respecta a listados de especies, nombres vulgares y usos de las mismas, existiendo además una descripción muy clara de las actividades humanas existentes en estas áreas.
En cuanto a la dinámica y estado de conservación de las distintas comunidades ha sido de gran utilidad los trabajos de Del Vitto et al. (1994, 1993) permitiendo establecer con precisión la ubicación de estas áreas Protegidas en la zona de influencia. También contribuyeron en este aspecto los aportes de Baez (1946) y de Cabido (1996). 

ASPECTOS FITOGEOGRAFICOS GENERALES

Dentro de las áreas de influencia de las Provincias del Proyecto PASMA encontramos los Dominios Fitogeográficos que se muestran en la Tabla 5.1-1.

La distribución de estas provincias fitogeográficas interpretadas por Roig (1960), Cabrera (1976) y Martínez Carretero (1995) se muestran en las Figuras 5.1-1 y 5.1-2 respectivamente donde se demarca el área de influencia y la ordenación fitogeográfica.
En el área de influencia de San Luis se presenta el Dominio Fitogeográfico Chaqueño representado por la Provincia Fitogeográfica Chaqueña y dentro de ésta por el Distrito Chaqueño Serrano.

Dominio Chaqueño

Este dominio cubre la mayor parte de la República Argentina (Figura 5.1-1), su vegetación es polimorfa y su clima es variado, predominando el de tipo continental.

El dominio Chaqueño no posee endemismos a nivel de familias sino sólo genéricos y específicos, pero a pesar de ello se encuentra caracterizado por la abundancia y dominancia de determinadas familias y géneros que en otros dominios carecen de importancia. 
Entre éstos podemos considerar: 
Leguminosas: Prosopis, Acacia, Cercidium, Caesalpinia, Geoffroea, Zigofiláceas: Larrea, Bulnesia, Plectrocarpa, Anacardiáceas: Schinopsis, Lithraea, 
Santaláceas: Jodina, Acanthosyris, 
Capparidáceas: Capparis, Ulmáceas: Celtis, 
Cactáceas: Opuntia, Cereus, Trichocereus, 
Bromeliáceas: Bromelia, Nictagináceas: Boungainvillea, 
Solanáceas: Lycium, Grabowskia, 
Compuestas como Cyclolepis entre otras (Cabrera, 1976).

Dentro de este Dominio encontramos la Provincia Fitogeográfica Chaqueña, con los distritos Chaqueño Serrano y Chaqueño Occidental, Provincia del Monte, la Provincia del Espinal, y la Provincia de la Prepuna

Provincia Chaqueña

Según Cabrera (1976), la Provincia Chaqueña se extiende en la Argentina por Formosa, Chaco, este de Salta, de Jujuy, de Tucumán y de Catamarca, oeste de Corrientes, penetrando en el norte de Córdoba y Santa Fe, llegando hasta La Rioja y San Luis. El relieve es de llanuras con ligeras depresiones o con cauces de ríos. En su porción occidental presenta serranías de poca elevación, predominando los bosques caducifolios xerófilos.

La distribución de esta provincia según Cabrera (1976) se presenta en las Figuras 5.1-1 y 5.1-2. En San Juan ocupa la falda oriental de la Sierra de Valle Fértil, todo el norte de la provincia de San Luis, desde muy cerca del límite con las provincias de Mendoza y San Juan (Las Tranquitas), extendiéndose luego hacia el sur hasta Alto Pencoso y hacia el este hasta las Sierras de Comechingones. Forma así una cuña, cuyo extremo estaría en las proximidades de la Laguna del Bebedero, dejando fuera la ciudad de San Luis (Roig, 1960) (Figura 5.1-4).

La provincia Chaqueña es la que posee la mayor riqueza vegetacional dentro del dominio chaqueño (Cabrera 1976), estaría estrechamente vinculada a la provincia del Espinal. El genero prosopis la vincula a la provincia de la prepuna y del monte. Por otra parte, Cabrera (1976) indica que la provincia pampeana esta constituida principalmente por elementos de las sabanas chaqueñas, mezclándose con elementos de dominio andino.

En esta provincia pueden distinguirse cuatro distritos característicos: Distrito Chaqueño Oriental, el Distrito Chaqueño Occidental, el Distrito Chaqueño Serrano, el Distrito de las Sabanas. Sólo el distrito Chaqueño Serrano alcanza la región de interés del proyecto PASMA.

El relieve es de llanuras con ligeras depresiones o con cauces de ríos. En la porción occidental de esta provincia se presentan serranías de poca elevación, en donde predominan los bosques caducifolios xerófilos (Cabrera, 1976).
Para Roig (1960) también se trata de llanuras y sierras. En las primeras hay bosques esparcidos donde pueden dominar en el estrato arbóreo el quebracho blanco (Aspidosperma quebracho blanco) o el algarrobo (Prosopis diversas especies). El espacio entre árboles está ocupado por un estrato de arbustos generalmente espinosos y xerófilos.

Aspidosperma quebracho blanco es la especie que caracteriza a la Provincia Chaqueña y junto a ella, dos géneros endémicos, Ramorinoa girolae (chica) y Mimoziganthus carinatus (lata). 
Las cactáceas arbóreas parecen no alcanzar el territorio de la provincia de San Luis (Roig, 1960).

La corriente florística Chaqueña es muy evidente en San Luis, que constituye el límite austral para una serie de elementos como Porlieria microphylla, Teucrium grisebachii, Lepechinia floribunda, Hedeoma multiflorum, Cleome aculeata, Janucia guaranitica, Heimia salicifolia, etc. (Roig, 1960).
Roig (1960) en su publicación sobre la Fitogeografía de Cuyo menciona para esta provincia administrativa, la Provincia Fitogeográfica Chaqueña en donde se encuentra incluido el Distrito Chaqueño Serrano. Es decir que considera a toda la zona como Provincia Chaqueña, haciendo distinción entre llanuras y sierras, encontrándose en estas últimas el Distrito Chaqueño Serrano.· 

Distrito Chaqueño Serrano

Cabrera (1976) lo señala dentro del área de influencia. Se extiende de norte a sur a lo largo de las primeras cadenas de montañas, en el este de Jujuy, centro de Salta y Tucumán, extremo oriental de Catamarca, prolongándose hasta las Sierras de La Rioja, San Luis y Córdoba, ocupando las laderas bajas de cerros y quebradas, formando un complicado engranaje y un amplio ecotono con las Provincias de las Yungas y el Monte. En San Luis se extiende en las Sierras de Comechingones, San Luis y El Morro (Roig, 1960).

La vegetación dominante es el bosque xerófilo, alternando con estepas de gramíneas duras. Las comunidades principales son la de los bosques de Horco-quebracho (Schinopsis haenkeana), los bosques de tabaquillo y los pastizales de Stipa y Festuca (Cabrera, 1976). Altitudinalmente llega hasta los 1.800 m.s.n.m.

Se trata de bosques que pueden ser exuberantes en el fondo de las quebradas, es lo que Frenguelli (1941) llama Bosques Serranos. En las faldas es con frecuencia abierto y en partes sólo formado por el molle de beber. Otras veces la sierra se presenta totalmente cubierta de espinillares (Acacia caven) formando bosques. Los talares son franjas angostas a lo largo de los riachos (Roig, 1960). 

1. La comunidad climáxica del distrito son los Bosques de Schinopsis haenkeana (horco quebracho)
Se trata de un bosque de 8 a 10 m. de altura con estrato arbustivo y herbáceo. Las especies dominantes son Schinopsis haenkeana, Lithraea ternifolia y Fagara coco. Otras especies arbóreas son Acacia caven, Condalia microphylla, Acacia aroma, Aspidosperma quebracho blanco, Prosopis torquata, Maytenus spinosa, Jodina rhombifolia, Ruprechtia apetala. Entre los arbustos se destacan Capparis atamisquea, Cereus validus, Cereus coryne, Colletia spinosissima, Aloysia gratissima, entre otros. Son frecuentes las Lorantáceas parásitas como las especies de los géneros Ligaria, Phoradendron, Tripodanthus y las bromeliáceas epífitas (Cabrera, 1976).

2. Bosques de Polylepis australis: 
En las quebradas altas y en los lugares rocosos se encuentran pequeños bosquecillos de Polylepis australis y Maytenus boaria. También se encuentra Escallonia montana (Roig, 1960; Cabrera, 1976).

3. Pastizales de Stipa y Festuca:
Por encima de los 1.500 m de altura el bosque deja lugar a estepas graminosas con predominio de Stipa y Festuca. Frecuentemente la especie dominante es Stipa ichu o Stipa tenuissima. También suele ser abundante Festuca hieronymi. Otras especies características son Stipa neesiana, Stipa brachychaeta, Diplachne dubia, Digitaria californica, Cottea pappophoroides, Tricloris pluriflora, Pappophorum elongatum, Paspalum elongatum, Melica spp., Piptochaetium spp. , Aristida spp. , etc. El suelo es humífero y asentado sobre roca granítica. Entre los pastos sobresalen los arbustos: Eupatorium buniifolium, Condalia microphylla, varias especies de Flourensia y de Lycium. De vez en cuando puede haber grupos de arbolitos como Acacia caven, Prosopis nigra, Jodina rhombifolia, Geoffrea decorticans, etc. Este tipo de estepas se extienden por las laderas altas de las Sierras de Córdoba, San Luis y este de Catamarca (Cabrera, 1976; Roig, 1960). 

Roig (1960) señala a las siguientes especies como características del distrito: el coco, Fagara coco, el molle de beber, Lithraea ternifolia, el tala, Celtis spinosa, Bouganvillea stipitata, Ruprechtia corylifolia, la palma Trithrinax campestris. Otros elementos chaqueños son Tragia dodecandra, T. hieronymi, T. geraniifolia, Mionandra camareoides, Cordobia argentea, Liabum candidum encontrada en El Morro, Wendtia aphanifolia, etc., y menciona a los palmares de Trithrinax campestris, que se encuentran al pie de las sierras y algunas veces se adentran en las mismas (Roig, 1960).

Existe según Roig, en la sierra de San Luis un lugar notable, el Bajo de Véliz, en el Valle relativamente ancho del arroyo Cautana. Allí, dice el autor, Kurtz describió un ejemplar de Caesalpinia paraguariensis (guayacán) y encontró Aspidosperma quebracho blanco, Tragia hieronymi, Acalypha poiretii, Cordobia argentea, Ruprechtia apetala, Jatropha excisa, etc. 
Este curioso ejemplar de guayacán que marca el límite sur de dispersión de la especie fue descripto más tarde por Castellanos (Roig, 1960).

Se considera que esta región está influida por la flora chaqueña que descendiendo desde el norte trae algunas especies subtropicales hasta San Luis mezclándose con elementos de la Provincia Fitogeográfica del Monte (Del Vitto et al., 1993). 

El trabajo de Anderson et al. (1970) para el área de influencia de San Luis permite reconocer dos unidades fisonómicas: la de los bosques de quebracho blanco y algarrobo y la de los pastizales y bosques serranos, que se describen a continuación.

Formación del bosque de quebracho blanco y algarrobo: 
Abarca el norte de la Provincia de San Luis, con exclusión del área serrana. Fisonómicamente es un bosque abierto, siendo la especie característica Aspidosperma quebracho blanco. Esta especie ha sido muy explotada y actualmente predominan árboles y arbustos bajos tales como Prosopis flexuosa, Prosopis torquata, Prosopis chilensis, Mimoziganthus carinatus, Bulnesia retama, Geoffrea decorticans, Condalia microphylla, Monttea aphylla, Ximenia americana, Larrea divaricata.

Entre las gramíneas se pueden citar Tricloris crinita, Digitaria californica, Pappophorum mucronulatum, Aristida mendocina, Sporobolus pyramidatus, Diplachne dubia, Setaria leiantha, Setaria leucophila, etc.Las cactáceas y bromeliáceas son numerosas siendo las más comunes Opuntia sulphurea, Opuntia glomerata, Cereus aethiops, Cereus coryne, Tillandsia aizoides, Tillandsia xiphioides y Tillandsia retorta.

Formación de los pastizales y bosques serranos
Incluye el sector serrano de San Luis. Para delimitar esta unidad se tomó en cuenta una altura aproximada de 850 m.s.n.m. Las especies leñosas típicas son Lithraea ternifolia, Celtis spinosa, Schinus fasciculatus var. arenicola, Condalia microphylla, Aloysia gratissima, Ruprechtia apetala, Jodinia rhombifolia, Lippia turbinata y Heterothalamus alienus. En ciertos sectores cercanos a San Francisco, Papagayos y Quines crece Trithrinax campestris.

Florísticamente es la unidad más rica en gramíneas, las más comunes son Festuca hieronymii, Bouteloua curtipendula var. caespitosa, Sorghastrum pellitum, Schizachyrium plumigerum, Poa ligularis, Bromus auleticus, Botriochloa springfieldii, Chloris retusa, Briza subaristata, Stipa clarazii, Stipa cordobensis, etc.

Resumiendo las descripciones hechas por los autores anteriormente citados, se caracteriza a la provincia de la siguiente forma:
Cabrera (1976) describe dentro del Distrito Chaqueño Serrano a:
Bosque de Molle
Bosque de Tabaquillo
Pastizales de Altura

Roig (1960): describe dentro de la Provincia Chaqueña a:
Bosque de Quebracho Blanco y Algarrobo.
Y dentro del Distrito Chaqueño Serrano a: Bosque de Molle, Coco, Palmera, Bosque de Tabaquillo, y Pastizales de Altura.

Anderson (1970) describe dentro de la Provincia Chaqueña:
Formación de los Bosques de Quebracho Blanco y Algarrobo.
Formación de los Pastizales y Bosques de Altura.
Ecotono entre el bosque de quebracho blanco y algarrobo con el bosque de caldén.

COMUNIDADES VEGETALES DEL AREA DE INFLUENCIA

Para describir las comunidades vegetales del área se utilizaron las descripciones hechas por Cabrera, Roig y Anderson et al. (op. sit.), determinándose así cuatro comunidades (Tabla 5.1-2).

En las Figuras 5.1-3 y 5.1-4 se presenta un mapa de la vegetación de la provincia de San Luis, en donde se pueden ver los límites de estas comunidades, y en la Figura 5.1-6 se presenta un perfil florístico donde se ve la distribución hipsométrica.

Comunidad de la Provincia Chaqueña

I.- Comunidad: Bosque de Quebracho- Blanco (Aspidosperma quebracho- blanco).
Sitios: se ubica en los llanos de suelos arenosos del este norte y oeste del área de influencia
Flora y vegetación: constituye un bosque abierto cuyo estrato arbóreo está compuesto por Aspidosperma quebracho- blanco, Prosopis flexuosa, Prosopis torquata, Prosopis chilensis, Cercidium praecox, Geoffroea decorticans; en las zonas más húmedas Celtis tala, Ziziphus mistol y Jodina rhombifolia. El estrato arbustivo es muy rico en especies, entre las más importantes encontramos Larrea divaricata, Mimozyganthus carinatus, Bulnesia retama, Condalia microphylla, Capparis atamisquea, Monttea aphylla, Ximenia americana, Senna aphylla. En los suelos más salinos aparecen Tricomaria usillo, Atriplex lampa, etc. 
El estrato herbáceo está representado por: Trichloris crinita, Digitaria californica, Pappophorum mucronulatum, Aristida mendocina, Sporobolus pyramdatus, Neobouteloua lophostachya, Aristida adscensionis, Chloris ciliata, Gouinia paraguariensis, Setaria leucopila, Setaria leiantha, Eragrostis orthoclada, etc. 
Las cactáceas y bromeliáceas son numerosas, siendo las más comunes: Opuntia sulphurea, Opuntia glomerata, Cereus aethiops, Cereus coryne, Deinacanthon urbanianum, Tillandsia aizoides, T. xiphioides y T. retorta (Anderson et al., 1970; Báez, 1939, 1946).

Comunidades del Distrito del Chaco Serrano
II.- Comunidad de Bosques Serranos
Altitud: entre 850 m.s.m. y 1300 m.s.m
Sitios: se presenta en forma exuberante en el fondo de las quebradas, en las laderas es más abierto, sobre suelos rocosos poco profundos, o en suelos profundos con buen contenido en materia orgánica. En la Sierra de San Luis y la de Comechingones. El Cerro El Morro y sus faldeos son la excepción.
Flora y vegetación: la fisonomía del bosque varía, en partes es cerrado, en los lugares más protegidos y húmedos, en otras es abierto y bajo donde queda expuesto a condiciones menos favorables. Las especies arbóreas que caracterizan esta comunidad son Lithraea ternifolia, Fagara coco, Ruprechtia apetala, Schinopsis hankeana, Acacia caven y la palmera Trithrinax campestris. Encuentran ambientes adecuados en este sustrato numerosas epífitas del género Tillandsia y varias especies trepadoras. El estrato arbustivo presenta entre sus elementos más conspicuos a Heterothalamus alienus, Lippia turbinata, Aloysia gratissima, Schinus fasciculatus, Condalia microphylla, Eupatorium virgatum, Flourensia campestris, Porlieria microphylla, Hedeoma multiflorum (Anderson et al., 1970; Baez, 1939, 1946).

III.- Comunidad Pastizales y Bosquecillos de Altura 
Altitud: entre 1300 m.s.n.m. y 2100 m.s.n.m. 
Sitios: colinas y planicies de altura
Flora y vegetación: constituye una estepa graminosa con pequeños bosquecillos, en quebradas o lugares protegidos de Polylepis australis y Maytenus boaria. El pastizal está conformado por Festuca hieronymii, Bouteloua curtipendula, Sorghastrum pellitum, Schizachyrium plumigerum, Poa ligularis, Bromus auleticus, Bothiochloa springfieldii, Chloris retusa, Stipa papposa, Briza subaristata, Eragrostis lugens, Stipa clarazii, Stipa cordobensis, etc. En los lugares más húmedos de la sierra fundamentalmente en las quebradas umbrías es común encontrar numerosas especies de helechos (Anderson et al., 1970, Baez 1939, 1946).

IV.- Ecotono entre el bosque de quebracho blanco y algarrobo con el bosque de caldén
El quebracho blanco llega en su parte más austral hasta el Río Quinto. Allí el bosque es bajo y abierto y está compuesto por Prosopis caldenia, Prosopis flexuosa, Jodina rhombifolia, Celtis spinosa, Prosopis alpataco, Geoffrea decorticans, etc. En el estrato graminoso se encuentran especies características del bosque de caldén como Aristida adscensionis, Aristida mendocina, Aristida subulata, Bothriochloa springfieldii, Bromus brevis, etc. (Anderson et al., 1970)

Aclaración: en el listado florístico final se toman las comunidades del Distrito del Chaco Serrano como una sola Unidad por falta de mayor información florística que permita discriminar las comunidades del área. 

ESTADO DE CONSERVACION Y DINAMICA

Provincia

Las actividades agrícolas, ganaderas y forestales principalmente han modificado la estructura, abundancia relativa y composición florística de esta área produciendo además un importante deterioro en los suelos. "El hermoso bosque de algarrobo que acompañaba al viajero, hace 50 años desde Renca hasta Villa Dolores ha desaparecido en casi su totalidad por acción del ferrocarril que tendió sus líneas en 1903" (Baez, 1946). Por otra parte el sobrepastoreo ha producido una selección de los elementos del estrato herbáceo quedando sólo aquellas especies menos palatables para el ganado, además de ocasionar una importante reducción en la cobertura y productividad de este estrato.

Los desmontes y roturación de suelos realizados por la agricultura es la intervención que mayor impacto ha ocasionado a estos ecosistemas eliminando la cobertura vegetal natural y dejando los suelos expuestos a la acción de los agentes morfogénicos. Todas estas acciones conjuntas han llevado en estas áreas a una eliminación del estrato arbóreo, empobrecimiento del estrato herbáceo (reemplazo de especies perennes por especies anuales) y un proceso de arbustización, fundamentalmente dado con Larrea divaricata. En otras áreas el sobreuso ganadero ha generado los "peladales", zonas de suelo totalmente expuestos donde son evidentes los procesos de erosión. 

Distrito Chaqueño Serrano

La acción combinada de distintos factores de degradación como el sobrepastoreo, fuego y tala han originado modificaciones en estos bosques que según Del Vitto (1994) ocasionan la perdida de sus componentes leñosos hasta convertirse en un pastizal en el que predominan las Festucas y Stipas con algunos sufrútices de amplia plasticidad adaptativa.

Trabajos de Cabido (1996) sobre las sierras de Córdoba similares a la de San Luis demuestran que la herbivoría no constituye un factor de disturbio importante en estos pastizales, al parecer los mismos han evolucionado con una considerable presión de hierbareo de ungulados. Según Estrabou (1986) es el fuego el factor principal que regula la dinámica de las comunidades serranas, al controlar los componentes leñosos del bosque y abrir espacio al pastizal, la distribución actual de las comunidades se explica en gran medida considerando la acción del fuego.
Con la llegada de la ganadería el fuego se convirtió en una práctica habitual de los puesteros serranos como medio de ampliación y renovación de los pastizales; a estos incendios se les deben sumar los ocasionados cada vez con más frecuencia por los turistas fundamentalmente en las zonas más bajas del bosque serrano.
La extracción de leña aunque no se realiza en grandes cantidades ha afectado principalmente a los bosquecillos de altura de Polylepis australis. 

ANTECEDENTES DE RELEVANCIA

En el territorio de San Luis se presentan varios ecosistemas de interés por su diversidad biológica ya sea como fuente potencial de germoplasma, por la presencia de organismos endémicos o por sus peculiares características, de los que resulta imperioso conservar en forma efectiva varias "muestras" que permitan asegurar la continuidad de esos ecosistemas y el eventual reservorio de material genético que en ellas se encuentra (Del Vitto et al., 1993).

Dentro del área de influencia encontramos áreas que actualmente se encuentran protegidas: Reserva Provincial Floro-Faunística La Florida y las Reservas Provinciales Islas de los Pájaros y de los Conejos (que representan a la provincia biogeográfica del Chaco), otras áreas que se encuentran como proyecto: Sitio paleontológico Bajo de Véliz y Quebrada de Cautana, La Carolina, Mesilla del Cura y Quebrada del Cebollar y de las Higueritas, y por último áreas que también serían de interés como las Sierras de San Luis ( Del Vitto et al., 1994, 1993) (Figura 5.1-5).

RESERVAS CREADAS EN EL AREA DE INFLUENCIA

Reserva Provincial Flori-Faunística La Florida
(Reserva floro-faunísitica La Florida en la web de la FIC)

Características: Es una muestra de la sierra de San Luis, unidad geomorfología muy grande de 1.300.000 Has. Biogeográficamente toma al Distrito Chaqueño-Serrano de la Provincia Fitogeográfica del Chaco. Esta situado en el Dpto. Gral. Pringles a la altitud media de 850 m.s.n.m. Las precipitaciones oscilan entre los 500 y 650 mm anuales. Esta reserva será extendida hasta llegar a abarcar alrededor de 659 Ha. Es utilizada básicamente como reserva educativa-cultural y centro multiplicación y experimentación en la cría de especies amenazadas de extinción de San Luis. 
Descripción de la flora y vegetación del área: En las quebradas y bordes de cursos de agua se encuentra un tipo de vegetación arbórea en donde la especie dominante es Lithraea ternifolia (molle de beber). Otros árboles y arbustos acompañan al molle: Fagara coco, Capparis atamisquea, Porlieria microphylla, Acacia caven, Condalia microphylla, Aloysia gratissima y Ruprechtia apetala, entre otros. También encontramos un estrato inferior de pastos y plantas de hojas anchas.A medida que se asciende la ladera la vegetación se torna arbustiva, presentándose entonces Acacia caven y Heterothalamus alienus. En la parte alta de los cerros encontramos pastizales que conforman una pampa de gramíneas: Briza subaristata, Eragrostis lugens, Bouteloua curtipendula, Schizachyrium plumigerum, Bothriochloa springfieldii.
Repercusión de la actividad humana sobre el ecosistema: Este ecosistema se encuentra afectado por el sobrepastoreo debido a la gran cantidad de ganado introducido. Las especies que no son palatables comienzan entonces a aumentar su población, llevando esto a un consecuente desmejoramiento de los campos. Entonces se procede a incendiar los pastizales para el aprovechamiento de los rebrotes por parte de los animales. Esto lleva a la pérdida de especies leñosas y a la falta de cobertura del suelo, el que queda expuesto a la erosión por las lluvias estivales.Las poblaciones de muchas especies vegetales, como Lithraea ternifolia, Fagara coco y Ruprechtia apetala están en franca regresión por lo que su conservación tiende a ser cada vez más difícil.La peperina (Hedeoma multiflorum) casi ha desaparecido de esta provincia debido al uso irracional a la que se vio expuesta, ya que se le atribuyen propiedades medicinales. En esta provincia la especie está en peligro o al menos su existencia está amenazada de extinción. Lo mismo sucede con otras especies tales como: Lycopodium saururus, Equisetum giganteum y Usnea spp. (Del Vitto et al., 1994,1993).

Reservas Provinciales Isla de los Pájaros e Islas de los Conejos

Estas reservas se ubican en el interior del dique San Felipe y fueron creadas como tales a través del decreto 4388/90. Entre ambas reservas ocupan unas 3 hectáreas. La Flora de esta área corresponde parcialmente a la de las Sierras de San Luis, sobre todo la de Isla de los Conejos, en donde encontramos Geoffrea decorticans, Baccharis salicifolia, Stipa brachychaeta, Stipa tenuissima y Bromus brevis.
En islas de Los Pájaros, de mayor extensión, se encuentran comunidades edáficas como los bosquecillos de tamarisco (Tamarix gallica) y juncales (Scirpus californicus).
Estas reservas resguardan especialmente aves de ambientes palustres y sus sitios de nidificación, por lo que la categoría de manejo de las mismas es la de intangibles, no permitiéndose el ingreso al público por el efecto negativo de esa perturbación en el comportamiento reproductivo de las aves (Del Vitto et al., 1994,1993). Esta información se encuentra desarrollada dentro de este informe en la sección Fauna.

RESERVAS PROYECTADAS PARA EL AREA DE INFLUENCIA

Sitio Paleontológico Bajo de Véliz y Quebrada de Cautana
(Actualmente Parque Provincial Bajo de Veliz en la web de LA FIC)

El sitio propuesto consiste en un estrecho valle tectónico recorrido por el arroyo Cautana con una extensión de 12 Km. de largo por 1 a 2 Km. de ancho, con depósitos arcillosos ricos en fósiles. El área propuesta cubre unas 600 Has. y constituye un importante yacimiento fosilífero. Existen allí abundantes muestras de helechos fósiles (Glossopteris y Gangamopteris).
Se trata de un bosque bajo que asciende paulatinamente por las laderas. Allí se encuentran Prosopis sp., Acacia caven, Acacia furcatispina, Aspidosperma quebracho blanco, Larrea divaricata y bromeliáceas espinosas terrestres. En otros sectores, en cambio, la vegetación es achaparrada, dominando los arbustos espinosos. Un dato curioso es la presencia de dos ejemplares Caesalpinia paraguariensis (guayacán), siendo estos dos los únicos árboles de esta especie hallados en el territorio provincial. Esta especie subtropical debería ser protegida por lo que merece la creación de una Reserva que resguarde también el patrimonio paleontológico, y salve los ricos yacimientos fosilíferos tanto de la explotación de las canteras de lajas como de la desaprensiva extracción de fósiles por los visitantes (Del Vitto et al., 1994, 1993).

Mesilla del Cura
(El Chispiadero de la Mesilla del Cura en la web de la FIC)

Se ubica en el extremo norte de las Sierras Centrales. Esta área incluye escarpadas quebradas, mesetas y pampas de altura con plantas de sumo interés y especies animales amenazadas. Protegerán una muestra de la biota de las escasas quebradas húmedas de San Luis, donde se encuentran elementos florísticos y faunísticos subtropicales, correspondiente al Distrito Chaqueño Serrano de la Provincia Fitogeográfica del Chaco (Del Vitto et al., 1994, 1993). ·

La Carolina

Situada en el Departamento Coronel Pringles, constituye un sector de las Sierras de San Luis con sus pampas de altura protegiendo ambientes rocosos donde se encuentran yacimientos arqueológicos y paleontológicos de importancia, incluye la gruta Inti-Huasi. Desde el punto de vista biótico su creación permitirá proteger especies endémicas de las sierras de Córdoba y San Luis (Del Vitto et al., 1994,1993).· 

Quebrada del Cebollar y de las Higueritas
(Santuario de flora y fauna Las Higueritas en la web de la FIC)

Este lugar protegería una muestra de la biota de las escasas quebradas húmedas de San Luis, donde se encuentran elementos florísticos y faunísticos subtropicales. La Quebrada de Las Higueritas funciona actualmente como reserva privada (Del Vitto et al., 1994,1993).· 

Sierras de San Luis

Situada en el limite entre los Departamento Pringles y Belgrano abarca desde los cerros Retana hasta El Monigote, extendiéndose sobre sierras y pampas altas aún en buen estado de conservación (Del Vitto et al., 1994,1993).

LISTADO DE ESPECIES EN CATEGORIA DE CONSERVACION

En la Tabla 5.1-3 se detalla un listado de 15 especies en estado de conservación que se encuentran en el área de influencia.

Especies exóticas introducidas

Existen numerosas especies que han sido introducidas, sobre todo euroasiáticas. Algunas de ellas representan importantes malezas de cultivos agrícolas como: Sorghum halepense, Carduus spp., Cirsium spp., Datura ferox, Kochia scoparia, Salsola kali., otras se han naturalizado o se encuentran como adventicias: Verbascum thapsus, Ligustrum lucidum, Lonicera spp., Viola metajapónica, Pyracantha spp., etc.

Listado Florístico

El análisis de la bibliografía permitió elaborar un listado florístico potencial para el área de influencia, este contiene 216 especies (Tabla 5.1-4). El listado ha sido elaborado a partir de la síntesis de los trabajos de Báez (1939 y 1946), de Roig (1960), de Anderson et al. (1970), Cabrera (1976) y Del Vito et al. (1993 y 1994).
Los códigos usados para las comunidades corresponden a "A" Formación del bosque de quebracho blanco y algarrobo; "B" Formación de los pastizales y bosques serranos. 
Las especies señaladas con "*" corresponden a las citadas por Del Vito y Petenatti (1992) para el departamento Capital. Las especies marcadas con "**" no se encuentran registradas en trabajos específicos del área de influencia, pero que se citan para San Luis en el estudio de Chebez (1994) como especies con problemas de conservación.
 
 
 

Fuente: Internet
http://www.mineria.gov.ar/ambiente/estudios/IRN/snluis/I-51.asp#t514

 
Volver a Documentos

 

.

.Inicio | Objetivos | Programa | Inscripción | Estadía | Excursión | Contacto
.
Adhesión: Día de la Tierra; Lucha contra la Desertificación; Protección de la Flora de los Humedales; Conservación de la Biodiversidad;  Preservación del Patrimonio Natural y Cultura, y Valoración de las Redes de ONGs donde participa Inti Cuyum.
Fundación Inti Cuyum
                                                CUYO               U N C C D           CUYO      RENACE     SAN LUIS   SAyDS    SAN LUIS
.
SEDE DEL TALLER REGIONAL: CENTRO CULTURAL "BECAS ARTE SIGLO XXI", CIUDAD DE SAN LUIS
San Martín y Belgrano - Tel. (02652) 438522
.
INVITAN

 

1