La provincia de San Juan, ubicada en la región cuyana de la República, limita al norte con la provincia de La Rioja; al este con las provincias de La Rioja y San Luis; al sur con las provincias de San Luis y Mendoza, y al oeste con la República de Chile.

Esta provincia posee una superficie total de 89.651 kilómetros cuadrados (el 2,4% del total nacional), de la cual el 80% se encuentra ocupado por un relieve abrupto con montañas de gran magnitud.
De ellas descienden las aguas que alimentan sus escasos ríos. Sólo el Jáchal y el San Juan, sobre todo este último, acumulan caudales importantes. A partir de ellos se organizan los oasis productivos y la población.
Las condiciones climáticas han hecho que el riego artificial fuera imprescindible para la implantación de los cultivos, por lo tanto, desde hace varios años la provincia desarrolla la construcción de canales, diques y acequias con aprovechamiento de energía hidroeléctrica, y logró un sistema de riego y drenaje de alrededor de 2000 km de extensión.
El clima en San Juan se caracteriza por ser seco, dado que las montañas andinas bloquean la humedad proveniente del Océano Pacífico. El total anual de lluvias caídas es muy bajo, aproximadamente 93 mm. La temperatura máxima es de 43,8° C, en tanto la mínima es de -8° C, la media es de 17,2° C


 

   
     

 

 

1