Asociación Bibliotecológica de Guatemala
ABG (Fundada en 1948)
 
¿Cómo asociarse???
Menú
Convivio
Bibliotecas Comunitarias

La profesión bibliotecaria

Es muy antigua. Su ejercicio se remonta a los tiempos más lejanos de la civilización. En efecto, había bibliotecarios al cuidado de las colecciones de tablillas de cera o ladrillos de barro cocido con escritura cuneiforme, en las fabulosas ciudades de Nínive y Babilonia de la cultura caldeo-asiria. Había bibliotecarios también, y no podía ser de otro modo, en las rivales bibliotecas de Pérgamo y Alejandría, sobre todo en esta última, cuyo acervo llegaba a los 700,000 volúmenes, que no eran sino rollos que contenían el saber de la humanidad hasta esos tiempos. Se sabe que la primera biblioteca pública de Roma fue fundada en el año 39 a.C. por Asinio Polión: orador, historiador y poeta y, por lo mismo, protector de las letras.


Esa biblioteca y todas las demás que se crearon en la ciudad imperial estaban a cargo de personal especializado, por así decirlo. Esos bibliotecarios, celosos de los tesoros que guardaban y que ponían al servicio de los estudiosos, eran por supuesto autodidactas; pero sabían muy bien lo que estaban haciendo: poner en manos de los usuarios las fuentes del conocimiento, fuentes de luz intelectual y espiritual, a través de las cuales el ser humano abreva su necesidad, a veces angustiosa, de saber.



Contactenos | Junta Directiva
©Copyright 2006 Asociacion Bibliotecológica de Guatemala. Todos los derechos reservados A.B.G.

1