TORINA

Mi Tito Luis

 

Un día de otoño nos conocimos

el sol  salió por asombro

y alumbro mi camino,

en aquel instante pasaste

a formar parte  de mi y de los mios.

 

Como ya he dicho mas de una vez

eres alguien muy especial para mi

contigo aprendo, con tu presencia sonrió

pero contigo bromeo y rió.

 

Esos ojos que me contemplan

a la vez  que  me iluminan

aunque tu digas todo lo contrario de tus ojos

pero a mi me encantan

y son mi amuleto ,

 los que me  iluminan

para decidir el camino que he de tomar.

 

He de dar gracias al mundo

por tenerte como amigo,

eres como si fueses mi tío,

pero ante todo alguien muy especial.

 

Siempre recordare los momentos

que hemos pasado juntos,

que tantos han sido

y los que quedan por pasar,

pero siempre  serán  avivados

por nuestras sonrisas.

 

Tito Luis no cambies

porque si lo haces

ya no será lo mismo

ni los momentos que pasamos juntos

ni  el   tito al que yo quiero

y con el que paso tan buenos ratos.