El Tao dice:

D
emasiado color enceguece la vista
Demasiados sonidos ensordecen al oído
Demasiado sabor embota el paladar
Demasiado juego enloquece la mente
Demasiado deseo desgarra el corazón

El sabio provee a su estómago, no a los sentidos.
Se aparta de la sensación y acepta la sustancia.

Sandro Malfitano malfito@ec-red.com

Fotos Perú | Fotos Cuba | Fotos Mías | Máscaras | Enlaces
Premios |

 

1