MENSAJES DADOS POR LA VIRGEN MARÍA
DEL ROSARIO DE SAN NICOLÁS
1-6-89               1664

Soñé con un desastre como el que está sucediendo en Rosario y yo le pedía a la 
Santísima Virgen, Misericordia, Misericordia, Misericordia.
Enseguida sentí Su voz que me decía (siempre en el sueño): Sólo imploradla en la 
oración.



2-6-89    (Día del Sagrado Corazón)    1665

Veo a Jesús; me dice: Estoy con Mis ojos y Mi Corazón, puestos en la tierra y os 
digo: Tenéis necesidad de Mí, Yo os rescataré.
Soy compasivo con los que me aman.




2-6-89           1666

Más tarde veo a la Santísima Virgen. Me dice: Me dirijo a todos mis hijos: El 
Sagrado Corazón de Mi Hijo, quiere ser consolado; mucho Amor hay en El.
Sed conscientes del Gran Amor de Jesús; sed conscientes de que ha llegado la 
hora en que los agravios a Su Corazón, deben ser reparados.
Ha llegado la hora de que comprendáis que muy Grande es la Gracia, para que 
la dejéis escapar.
Podéis retenerla, si sois generosos, si hay humildad, caridad y capacidad de 
amar en vuestros corazones.
Si hay verdadero amor a Dios, hay verdadera entrega a Dios,
Las Glorias sean a El.
Predícalo.



4-6-89           1667

Esto digo a mis hijos: No estáis solos, esta Madre atiende cada llamado, cada 
necesidad.
Os exhorto a vivir en la fe. Hacedlo y no os sentiréis abandonados.
Cristo Jesús, no defrauda.
Gloria a Dios.
Predícalo.

Leed: II de Timoteo C. 2, V. 11 - 12 - 13

        11      Esta doctrina es digna de fe: Si hemos muerto con El, viviremos con El.
        12      Si somos constantes, reinaremos con El. Si renegamos de El, El también renegará de 
nosotros.
        13      Si somos infieles, El es fiel, porque no puede renegar de Sí Mismo.


  

6-6-89         1668

Hija mía, son los pobres, los que con su dolor, llegan a Mi Corazón; los 
tristemente desamparados; los marginados; todos ellos angustian a Mi Corazón 
de Madre.
Hijos: Escucho vuestras voces cargadas de sufrimientos, mas, es el amor a 
Cristo, el que hará que vuestros corazones crezcan a la Luz de la Esperanza.



En la oración encontraréis fortaleza para vuestro espíritu, en la oración 
descubriréis a la Madre, que permanece a la espera de sus hijos.
Orad y no os alejaréis de Dios.
Las Glorias sean a El.
Predícalo.



9-6-89        1669

Mi amada hija, son muchos los hijos que andan dispersos por el mundo, 
ignorando la Palabra de Dios, desconociendo Su Verdad.
No debe haber obstáculos para quienes deseen llegar a El. Mi Corazón de Madre, 
allanará el Camino que lleva al Hijo, ese Camino cada vez más abandonado.
Gloria al Todopoderoso.
Debes darlo a conocer.



10-6-89   (Intención de la Novena del 17 al 25)   1670

Orad en la Novena de este mes; Para que los hombres vayan en estos días, en pos 
de los Bienes Espirituales, ya que el materialismo, solamente llena de ruindad el 
alma.
Un alma que crece espiritualmente, tiene Paz.
¡Oh, hija mía, tanta necesidad de Paz, hay en el mundo!
Amén, amén.
Sea conocido y meditado este mensaje.




10-6-89           1671

Gladys, vengo a mis hijos para acercarlos a Jesús.
Yo les digo: Sed humildes, si sois verdaderamente humildes, veréis Su Luz.
Esta Madre hará transitable lo que hoy parece intransitable.
Alabado sea el Señor.
Predícalo.
Leed: Efesios C.3, V. 19
        19      En una palabra, ustedes podrán conocer el amor de Cristo, que supera todo 
conocimiento, para ser colmados por la plenitud de Dios.



12-6-89          1672

Bienaventurados los que glorificáis el Nombre de Dios, porque El, es 
Todopoderoso y Grande en Misericordia; por lo tanto, debe ser Glorificado Su 
Nombre.
Bienaventurados los que tenéis avidez de Dios, porque mantendréis en El, puesta 
vuestra esperanza.
Bienaventurados los que creéis, porque vuestra fe, os llevará a ser humildes y 
confiados.
Con humildad entregadle vuestro amor.
Bendito sea por siempre el Señor.
Predícalo hija.



13-6-89          1673

Gladys, muchos son los hijos que por no amar a Mi Hijo, se han perdido ya; 
muchos son los que por no volcarse a la oración, no vuelven a El; muchos por no 
ser humildes, no se acercan ni escuchan a Jesús. Hijos míos: Quiero vuestra 
docilidad; no sea que por vuestra rebeldía no veáis la Salvación.
Amén, amén.
Hazlo conocer.



17-6-89          1674

Digo a todos tus hermanos: No despreciéis el Amor de Dios, desconociendo Su 
Palabra, que es Palabra de Vida.
Alegraos entonces, porque el Señor, ha enviado a Su Madre, para que vele por 
vuestra salud espiritual.
Bendito y Alabado sea el Nombre del Señor.
Predícalo.
Leed: Romanos C. 1, V.21 y C. 2, V. 4
        21      En efecto, habiendo conocido a Dios, no lo glorificaron ni le dieron gracias como 
corresponde. Por el contrario, se extraviaron en vanos razonamientos y su mente 
insensata quedó en la oscuridad.
C. 2, V. 4
        4       ¿O desprecias la riqueza de la Bondad de Dios, de su tolerancia y de su  paciencia, sin 
reconocer que esa Bondad te debe llevar a la conversión?



25-6-89    (Día de Peregrinación)     1675

Digo a todos tus hermanos: Inclinaos en estos días, confiadamente al Sagrado 
Corazón de Mi Hijo y decidle:
Corazón de Jesús, por todas las ofensas con que ultrajan a Tu Dolorido Corazón, 
Ten Piedad de las almas.
Corazón de Jesús, por las oraciones que te son negadas, Ten Piedad de las 
almas.
Corazón de Jesús, por los corazones que se ocultan a Ti, Ten Piedad de las 
almas.
Corazón de Jesús, por la Sangre que derramaste, Ten Piedad de las almas.
Reparad hijos míos, tanto dolor, con vuestro amor.
Orad, orad, orad.



28-6-89          1676

Gladys, hoy, infinidad de seres en la tierra, se alojan en el padre de la mentira; 
es por eso que Mi Amor Maternal, quiere alertar a mis hijos. Daña a los 
corazones, vivir engañados, sepultados, sin conocer lo que Dios, quiere dejar en 
cada hijo suyo.
Hay verdadero desapego a Dios, cuando un alma vive alejada de Dios.
Sed constantes en la oración y desterraréis a la mentira, para dar paso a la 
Verdad de Cristo.
Amén, amén.
Hazlo conocer.

Leed: I de Tesalonicenses C. 3, V. 13

13              Que El fortalezca sus corazones en la santidad y los haga irreprochables delante de 
Dios, nuestro Padre, el Día de la Venida  del Señor Jesús con todos     sus santos.


    Volver al índice

Volver a la página de la Virgen del Rosario de San Nicolás


 
 
1