NOASÁURIDOS

<Volver

Una de las dos familias de abelisauroideos, conocidos principalmente por géneros del Cretáceo argentino. Presentan rasgos similares a los dromeosáuridos del hemisferio norte, por ser pequeños depredadores con una garra extensible en el pie para atacar a sus presas. En realidad, estos dos grupos de terópodos estaban lejanamente emparentados, siendo estas similitudes resultado de una evolución convergente.


Noasaurus.

Noasaurus

El "reptil del Noroeste de Argentina" es un género descrito por primera vez en 1980 por José Bonaparte y Jaime Powell a partir de restos hallados en El Brete que consistían en huesos del cráneo, varias vértebras y un hueso y una garra del pie. Los primeros estudios concluyeron que se trataba de una familia nueva, a pesar de algunas similitudes de la estructura del pie con la de los dromeosáuridos y troodóntidos, aunque no son parientes cercanos.

Velocisaurus

El "reptil veloz" vivió en Argentina hace 80 millones de años. Es conocido principalmente por restos de sus extremidades posteriores. En ellos se observa que su metatarso central era muy alargado, mientras que los laterales estaban reducidos. Esto pudo deberse a una adaptación a la carrera, al contrario que en los coelursaurios corredores que desarrollaron los metatarsos laterales y redujeron el central. Su talla no debió ser grande, con una altura aproximada de unos 70 centímetros.

Ligabueino

Procedente de rocas Cretáceo inferior de La Amarga, Argentina, es el más antiguo abelisaurio conocido. Se trata de un pequeño animal descrito principalmente a partir de vértebras y huesos de los pies. Su fémur mide unos 6 cm de largo, lo que indica que era un animal pequeño, de unos 25 cm de altura. El segundo dedo del pie pudo tener una garra extensible, similar a su pariente Noasaurus.

1