ðHwww.oocities.org/es/cienciastierra/red_territorial/castilla-leon.htmwww.oocities.org/es/cienciastierra/red_territorial/castilla-leon.htm.delayedxÓbÕJÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÿÈ ?†¥LOKtext/htmlp1yTá¥Lÿÿÿÿb‰.HTue, 12 Jun 2001 17:20:25 GMTðMozilla/4.5 (compatible; HTTrack 3.0x; Windows 98)en, *ÓbÕJ¥L Red Territorial: Castilla y León

geociencias.gif (13205 bytes)

COMUNIDAD DE CASTILLA Y LEÓN

La representación de la AEPECT en esta Comunidad Autónoma la desempeña
Esperanza Fernández Martínez,
Univ. de León, Escuela U.I.T. Minera,
c/ Jesús Rubio, 2   24071 León.
Telf. 987215850. Fax: 987200941
E-mail:
dimefm@unileon.es

 


 

 

Un vídeo encaminado a la enseñanza de diferentes elementos y procesos geológicos

El Paleozoico Inferior del valle del río Luna

video_leon1.jpg (38921 bytes)"El Paleozoico Inferior del valle del río Luna" es un vídeo encaminado a la enseñanza de diferentes elementos y procesos geológicos mediante la utilización de ejemplos presentes en las rocas sedimentarias de cinco formaciones del Precámbrico y Paleozoico Inferior de la Cordillera Cantábrica.

En su origen, este vídeo fue concebido como material de apoyo a estudiantes de diversas asignaturas geológicas de primeros ciclos de la Universidad de León. En todas ellas, es habitual la realización de una práctica de campo siguiendo un itinerario de un interés docente excepcional, situado en las proximidades del embalse de Los Barrios de Luna y cuya primera parte se muestra en el vídeo. De aquí la estructura secuencial del mismo, que estudia las formaciones y sus rasgos más relevantes a modo de viaje en el tiempo.

Pero tanto los contenidos como la estructura del propio documental, que cuenta con bloques unitariamente comprensibles, están diseñados para poder ser empleados, independientemente si se quiere, en asignaturas relacionadas con las Ciencias de la Tierra a diferentes niveles de enseñanza. Así, entre los contenidos más sencillos pueden encontrarse, entre otros, los siguientes:

  • el distinto origen de las rocas sedimentarias químicas y terrígenas

  • el reconocimiento del metamorfismo de bajo grado

  • la intercalación de rocas volcánicas entre rocas sedimentarias

  • la génesis de estructuras sedimentarias (ripples, megaripples, crescent marks, estratificaciones cruzadas, icnos, etc...) en ambientes actuales y su conservación en los sedimentos una vez que éstos se han transformado en rocas

  • los datos que aporta el estudio de los yacimientos de fósiles

  • el origen y significado de los estromatolitos

  • etc.

A nivel de enseñanza universitaria, el vídeo puede utilizarse para mostrar algunos de los caracteres de las rocas sedimentarias que permiten realizar inferencias geológicas diversas: ambientes de depósito, dirección de paleocorrientes, ubicación de continentes, ... En este contexto es destacable el empleo, en el estudio de las estructuras sedimentarias e icnofósiles, de imágenes de ambientes sedimentarios actuales donde puede observarse la génesis directa de estos elementos y su comparación posterior con las estructuras tal y como aparecen en las rocas tras su consolidación.

El vídeo finaliza con una reconstrucción tridimensional de la cuenca cantábrica durante los tiempos precámbricos y más tempranos del Paleozoico, tal y como ha sido sugerida por varios estudios geológicos recientes.

Finalmente, el vídeo ha sido también orientado hacia un público curioso y culto, a quien este documental permite conocer, de manera sencilla y amena, la historia geológica del norte de la provincia de León, entre hace, aproximadamente, 600 y 450 millones de años. En este lapso de tiempo, la zona estudiada era un fondo marino de poca profundidad, que recibía sedimentos procedentes de la erosión de los continentes circundantes o de las sales disueltas en el propio agua del mar. En qué se han transformado estos sedimentos y cómo se investigan estas transformaciones son respuestas que pueden encontrarse en este documental.

El vídeo que aquí se presenta ha contado con la participación directa de tres especialistas en los temas que se tratan en el mismo: la Dra. Isabel Méndez-Bedia, el Dr. Carlos Aramburu y el Dr. Miguel Arbizu, profesores de Geología de la Universidad de Oviedo, aparecen en el mismo mostrando los elementos más significativos de las rocas estudiadas y explicando la metodología del trabajo geológico. Este sencillo método permite transmitir, junto a los conceptos ya indicados, otros contenidos actitudinales, como la importancia de la observación en las Ciencias de la Tierra.

Por último, decir que otro elemento incluido en este vídeo son las animaciones tridimensionales, orientadas a facilitar la comprensión de las vastas dimensiones temporales y espaciales tratadas en la historia geológica que se cuenta.

CRÉDITOS.

Realización y dirección artística: Jesús García del Canto. Secretariado de Publicaciones y Medios Audiovisuales. Universidad de León.

Guión y dirección científica: Esperanza M. Fernández. Doctora en Geología. Profesora de Geología y Paleontología. Universidad de León.

Animaciones tridimensionales: Nino Barazón e Iñigo Tomé. IAF.

Música: Gabriel M. Fernández

Este vídeo ha sido realizado gracias a una subvención concedida por la Consejería de Cultura de la Junta de Castilla y León.

Edita: Secretariado de Publicaciones. Vicerrectorado de Infraestructuras. Universidad de León.

PEDIDOS:
Universidad de León. Secretariado de Publicaciones
Campus de Vegazana, s/n
24071 León
Tfno: 987-291166 (Att. Charo)
Correo electrónico: recpub@unileon.es

Precio: 2.500 pts (incluye gastos de envío). Si se quiere factura, por favor, incluir los datos necesarios.

volver a inicio de página


MEMORIA DEL CURSO DE BARRIOS DE LUNA

Realizada por Alfredo Marcos Reguero

Dentro del programa de formación 1999-2000 de la AEPECT, se ha desarrollado los días 22,23 y 24 de Octubre de este año, un curso en la localidad leonesa de Sena de Luna, Valle del río Luna, en el entorno de la conocida localidad geológica de Barrios de Luna. Puesto que se trataba de un curso de fin de semana, el alojamiento se realizó en un magnífico establecimiento de la zona, la casa de turismo rural Días de Luna. El curso tuvo un nivel de participación muy bueno, pues nos juntamos 40 personas de diferentes puntos de Castilla-León, Asturias, Madrid y algún atrevido de Castilla-La Mancha.... (abrir archivo fotográfico)

Durante los días previos al curso nuestras mejores oraciones fueron al Dios de la Lluvia para que se fuera de vacaciones una temporada al Caribe, pero como ocurre casi siempre prefirió darse una vuelta por la comarca de Luna para interesarse por nuestras actividades. A pesar de los paraguas, podemos decir que los participantes supieron poner buena cara a la visita del mal tiempo y colaborar con entusiasmo.

Entre los objetivos que nos propusimos en el curso, el principal de ellos era la integración del medio natural como un instrumento activo en la enseñanza en las Ciencias de la Tierra. Pero pretendíamos hacer esto lejos del tradicional enfoque de "yo voy al campo a ver lo que me han dicho en clase". Al contrario, se pretendía emplear el medio natural como recurso motivador al mismo tiempo que como lugar donde buscar las respuestas a los interrogantes. Y todo ello, además, considerando el medio natural como un todo integrado por partes (biología, geología, socioeconomía, historia, geografía, ...) y no como elementos aislados. Con esta pretenciosa base, se planteó el curso. Paralelamente, y por si esto fuera poco, queríamos que las personas participantes en el curso se integrasen de forma plena en su diseño y realización. Es decir que, al menos por unas horas, se transformaran en SUS alumnos. Por este motivo se planteó un curso que podríamos calificar de "heterodoxo", con solo tres charlas (mas que conferencias) y con muchas horas dedicadas a la realización de actividades prácticas.

El día 22, algunos más tarde que otros y pese a las amenazas de manifestaciones mineras en la comarca, fuimos llegando todos al albergue. Se aprovechó lo que quedaba de tarde para dividirnos en equipos de trabajo, y comentar por parte de Esperanza Fernández como sería, en líneas generales el curso que en aquellos momentos comenzaba.

Ese mismo día y después de una riquísima cena, José Angel Sánchez Fabián, geólogo y monitor de las aulas activas de la Junta de Castilla y León, nos estuvo hablando de como se desarrolla su trabajo de enseñanza de la Geología en un aula activa, en concreto en Soncillo (Burgos). Su conferencia se centró en cómo introducir al alumno en la observación y el conocimiento del medio natural. La charla la acompaño de unas diapositivas y experiencias personales sobre el tema, el cual era poco o nada conocido por muchos de los asistentes.

A lo largo del día 23 y con unos nubarrones que amenazaban por el norte nos pusimos a trabajar, de buen humor por un opíparo desayuno. Las actividades se repartieron en dos bloques:

Por un lado los aspectos biológicos se estudiaron en tres ecosistemas: un bosque de ribera, un robledal y un prado. Se habló no sólo de los elementos que caracterizan estos ecosistemas sino, muy especialmente de su presencia en el contexto geológico de la zona y de las variaciones que experimentan en su interacción con el medio humano. Al hilo de los comentarios que surgieron, se propusieron una serie de juegos y actividades. De esta manera, los participantes pudieron hacerse con algunas ideas sobre cómo analizar, con sus alumnos, un bosque de ribera, un robledal o un prado. Entre estas actividades se hicieron algunas como "la grabadora de sonidos", para estimular la capacidad de observación auditiva; o el banco de hojas y cortezas, donde se usaron los árboles como elemento de estudio del paisaje, y en el cual un "banco" daba dinero ("lunaltis") a los participantes a cambio de hallazgos de hojas. En el robledal se realizaron actividades de interpretación de las huellas y señales dejados por los mamíferos que existen allí.

Por otro lado, se trabajaron diversos conceptos a partir de observaciones geológicas. Estos fueron de dos tipos. El primero de ellos servía como nexo de unión como los aspectos biológicos, pues se trataba básicamente de interpretar paisajes en los que, a partir de observaciones individuales, podían determinarse las características litológicas, vegetales e incluso de uso y amenazas humanas de diferentes retazos de estos paisajes. Pero el valle del Luna es muy conocido por las magníficas condiciones que presenta para el estudio de la geología histórica. Por este motivo, se seleccionó una secuencia de cuatro formaciones del Paleozoico inferior en la que diferentes elementos estratigráficos y paleontológicos permiten realizan inferencias sobre el ambiente de depósito.

Esa misma tarde ya en Días de Luna, después de secarnos, ponernos guapos y ver que todavía no habíamos encogido de estatura, nos dispusimos a escuchar otra experiencia de interpretación ambiental, a cargo de Miguel Angel Pinto, responsable de la senda de Naturaleza en Fuentes Blancas (Burgos), de la Junta de Castilla y León. Su charla, agradablemente salpicada de comentarios personales y experiencias propias, se centró sobre cómo diseñar una actividad interpretativa y qué elementos resultan decisivos en el momento de preparar una salida de campo.

El día 24 abrimos la jornada con una conferencia de Mª Angeles Belinchón, una de las organizadoras del curso, profesora de la Escuela Taller de Medio Ambiente de la Diputación de León. Esta bióloga centró su charla en los rasgos del medio rural y en cómo puede interpretarse en relación a la presencia humana. Tras la charla, los organizadores del curso dedicaron una hora a mostrar, mediante comentarios de diapositivas, cómo pueden interpretarse los elementos que constituyen el medio natural: no como entes aislados o elementos solitarios, disociados en función de su ubicación dentro de las asignaturas (biología, geología, historia, etc. ), sino como el producto de una serie de factores (recursos naturales, historia, medio humano, etc.), que podemos deducir si somos capaces de observar con interés y no solamente de ver lo que ya sabemos.

Este día centramos nuestra atención el Sabinar de Mirantes de Luna (un bosque relicto de gran interés), en el cual vimos un claro ejemplo de relación entre la geología y la ecología de estas plantas. Incluso alguien comentó que unas calizas geniales estaban con unos árboles que no pegaban por su situación geográfica. También se realizaron actividades centradas en potenciar capacidades de observación no visual de los alumnos, como "los aromas del sabinar", junto a otras como "la historia de un viejo Tejo", que nos pueden ayudar a comprender mejor en medio natural que trabajamos.

La mañana finalizó con una experiencia poco usual: un antiguo pastor del pueblo de Barrios de Luna nos acompañó en una visita libre al Museo del Pastor. Esta visita se aprovechó para preguntar a Jacinto cómo era su vida con las ovejas transhumantes y cómo había cambiado la vida de los habitantes del pueblo en los últimos 60 años

Para finalizar, se realizó una nueva actividad centrada en la interpretación ambiental con diapositivas pero, esta vez, con mayor participación de los asistentes. En este caso, cada uno trataba de decir qué es lo que le sugería la imagen así como las implicaciones ambientales inferidas de la misma. Tras ello, se realizó una evaluación y se comentó el trabajo futuro a realizar, por los participantes, como parte no presencial del curso.

Como valoración del curso, queremos destacar la agradable convivencia entre todos nosotros, ya que compartir los ronquidos del vecino de cama une a las personas en las situaciones más adversas (diluvio universal sobre nuestras cabezas incluido). Bromas aparte, este curso abre la posibilidad de conocerse a docentes con ganas de hacer algo diferente en la enseñanza de las Ciencias de la Tierra, tanto a nivel de planteamiento como de contenidos. Así mismo se ve la posibilidad de fomentar la realización de nuevas actividades de aprendizaje, basadas en el medio natural, en otras zonas de interés de nuestra comunidad. Creemos que, a todos los que asistimos al curso, nos ha dejado una buena sensación.

volver a inicio de página