Fuerza de atracción

Balada...

Autor: Severino González  S.

 

 

Comenzó así cuando té vi por primera vez tu ser penetró hasta lo más

Profundo de mi alma y comenzamos tu a esconderte y yo a buscar el

Momento y el lugar para hablarte.

 

 

Eran tus ojos tu mirada y tu voz eras, tú mi primer amor mis manos

Querían tocarte sentir esa piel virgen y sin mancha, sentir esa fuerza

De atracción hasta que un día hasta, que un día te esperé, el lugar y la

Tierra misma Dios mismo que así lo decidió son testigos te hable de amores

Y la respuesta fue no pero yo insistente borré de tu memoria mi imprudencia

Y la respuesta quedó hay te resuelvo.

 

 

Si fue tu respuesta a pocos días me acerque hasta el lugar donde estabas

En ese tiempo pasé por  el patio hasta encontrarte junto a la puerta

Allí comencé como a regatear con mi insistencia, acuérdate de esa hora pensar 

En un beso no era para mí lo suficiente.