somos  

PERFIL EDUCATIVO

NOVELA CORTA

El niño bajo el abrigo

A la mañana siguiente llegó la abuela de Florián.
-Y tú, ¿todavía no te puedes levantar?-preguntó.
-No -dijo Florián secamente.
-¿Aún te duele?
-Sí.
-Ya podrías ser un poco más expresivo.
-¡Ah!, abuela -murmuró Florián-. De verdad, no tengo ganas de hablar siempre de mi pierna.
-Entonces, ¿de qué te gustaría hablar? -preguntó la abuela molesta.

-De papá. ¿Se le daban bien de niño las matemáticas?
-No especialmente.
-¿Le dieron alguna vez clases particulares?
-No. No nos las podíamos permitir.
-Pero hay gente que no pide dinero por ellas.
-¿Sí? ¿Quién? -preguntó la abuela en tono de duda.
-Harry, por ejemplo -contestó Florián, y miró atentamente a su abuela para comprobar si se sobresaltaba al oír ese nombre.