«Apareció una gran señal en el cielo: una Mujer vestidadel sol, con
la luna bajo sus pies, y una corona de doce estrellas
.
»
-Apocalipsis 12,1.
 

 

 
               
 

              
    
                La asunción de la Santísima Virgen  
     

 
  
El 15 de Agosto celebramos la Festividad de la Asunción de María Santísima en cuerpo y alma al Cielo. 
El Papa Pío XII, habiendo consultado a todos los obispos de la Iglesia Católica, el día 1 de Noviembre de 1950, proclamó el dogma. 

María es la mujer que pisa la cabeza -domina y vence-, a la serpiente. -Gén 3,15.  María es la mujer vestida del sol descrita en el Apocalipsis, cap. 12,1-2, predestinada para ayudar a la humanidad en los Ultimos Tiempos
.


 

   SATAN LUCHA CONTRA EL PUEBLO DE DIOS. 
   

   "Y se abrió el Templo de Dios en el cielo, y apareció el arca de su  alianza en el santuario. Se produjeron relámpagos,  chillidos, y truenos,  un terremoto y  una fuerte granizada". -Apc. 11,19.

 Capitulo 12.

 1. Apareció una gran señal en el cielo: una mujer vestida del sol, con la
 luna bajo sus pies, y una corona de doce estrellas sobre su cabeza. 
2.
Está encinta,  y grita de dolor,  en los dolores de su  parto.
3.
Apareció otra señal en el cielo:  Un gran Dragón rojo con siete cabezas
y diez cuernos, y sobre sus cabezas siete diademas. 
4.
Su cola arrastró un tercio de las de las estrellas del cielo y las echó sobre
 la tierra.  El Dragón se detuvo delante de la Mujer que debía dar a luz,
para devorar a su Hijo en cuanto naciera.  

5. 
Y dió a luz a un Hijo varón, el que ha de regir todas las naciones con cetro
 de hierro; y su hijo fue arrebatado hasta Dios y hasta su trono.   
6. La mujer huyó al desierto, donde tiene un lugar preparado por Dios. 
Allí será alimentada doscientos sesenta días.

7.
Se inició una lucha en el cielo, San Miguel y sus ángeles se alzaron para luchar
 contra el Dragón. El Dragón y sus ángeles lucharon, 8. pero no lo puedieron parar, 
 y perdieron su puesto en el Cielo. 
9.
  El  gran Dragón fué derrocado, la serpiente antigua, llamada demonio o satán, que seducía a todos los pueblos. El Dragón fué arrojado a la Tierra, y con él sus ángeles.  
10. Entonces oí  una voz potente en el Cielo que decía:  "Ahora está aquí, la victoria
de la salvación, el poder y el reinado de nuestro Dios,  y la potestad de su Ungido
(Cristo), porque ha caido el acusador de nuestros hermanos, el que nos acusaba
día y noche delante de nuestro Dios.
11. Ha sido vencido por  la sangre del Cordero,
y por su palabra y testimonio. Despreciando su vida hasta morir.

12.
Por eso regocijaos Cielos, y todos los que los habitáis. ¡Ay de la Tierra y del mar!, porque descendió el diablo hasta vosotros, y su rabia es grande porque sabe
que le queda poco tiempo." - Apocalipsis, 12,1-12.  

  

.

 
    
EL DOGMA
 
   S.S. Pío XII, inspirado por el Espíritu Santo, después de consultar a todos los obispos de la Iglesia Católica, y el sentir de los fieles, definió con la Const. "Munificentissimus Deus", el 1 de Noviembre de 1950, el dogma de la Asunción de María en cuerpo y alma al Cielo:

  "Después de elevar a Dios muchas y reiteradas preces y de invocar la luz
del Espíritu de la Verdad, para gloria de Dios omnipotente, que otorgó a la
Virgen María su peculiar benevolencia; para honor de su Hijo, Rey inmortal
de los siglos y vencedor del pecado y de la muerte; ...  pronunciamos,
declaramos y definimos ser  dogma divinamente revelado que la Inmaculada
Madre de Dios y siempre Virgen  María, terminada su vida terrenal, fué
asunta en cuerpo y alma a la gloria del cielo."


   Razones fundamentales que adujo el Sumo Pontífice:

  1.-  La AUSENCIA de María de todo pecado. 
  
  2.-  La MATERNIDAD divina de María. 
 
  3.-  La VIRGINIDAD perpetua de María.
 
  4.-  Su CORREDENCIÓN, participando en la obra redentora de Cristo.
                           
                    

.

   
                              La Asunción de María

 
                   Mensaje recibido a través de  José-Luis Manzano García
                  en Talavera de la Reina
el  día 15 de Agosto de 1989

   La Madre: 
   Hoy es un día especial hijo mío, en el cual Yo cerré mis ojos para ver la Luz inmensa del Padre, la que tanto esperaba. Un día especial en el cual cerré mis ojos y dejé de ver el mundo humano para reunirme con mi Hijo, con el Padre y con mi Esposo. Un día especial en el cuál muchos lloraron al saber que Yo marchaba. Ellos lloraron porque ellos se sentían sólos. 

    Después ellos marcharon a predicar, hijos míos y a muchos de ellos les apresaron.  Pidieron ayuda y me llamaban a mí, y Yo acudí a ellos ayudándoles, librándoles de cadenas y de verdugos, pero al final muchos de ellos morirían según la voluntad del Padre.

    Es triste hijo mío, ver aquel tiempo pasado y mirar este presente y ver que todo es diferente. Cuando Yo marché, todos ellos en Jerusalén no hacían nada más que hablar de Jesús. Cada lugar en el cual Yo pasaba siempre oía el nombre de mi Hijo y decían: "Al cual llamaban Jesús, ha roto las cadenas del mal y los ha unido al bien; yo..., no creí que El fuera el Mesías hasta que al tercer día se cumplió lo escrito y lo dicho". 

  
Yo Hijos míos, sí creí que era el Mesías, desde tiempo antes que El naciera; y  El vino a salvar al Mundo. Y también Él subió al Cielo, dejando la marca de sus pies en una roca, como recuerdo, y ellos miraron al Cielo dando el último adiós a su Señor.  

   Cuando ellos fueron de nuevo a visitar mi cuerpo Yo ya no estaba, salieron a la calle y miraron al Cielo y me vieron marchar con miles de Angeles, porque los Angeles me llevaron junto al Padre, y sólo fué un sueño: "Me tumbé para dormir y dormí, y al despertar desperté junto a mi Hijo y junto al Padre".
 - Mensaje 15.8.1989
     

.

           
     
   Artículos relacionados:
    
  -   La asunción de María al Cielo.
      -   La Inmaculada Concepcion
      -
  
La mujer vestida del Sol.

      -   Oraciones a la Inmaculada Concepción

      -   
El Fin de los Tiempos

      -   Los signos de los tiempos.  
      -   Las apariciones de Guadalupe

      -   La Divina Misericordia
; de Nuestro Señor Jesucristo.
   
  -   Diario: a los sacerdotes; a los pecadores; promesas de Jesús.
      -   Diario: la Segunda Venida; revelaciones.

      -  
Apariciones  y  Mensajes Celestiales
  

   


ORACION: 
"Bendita sea tu pureza y eternamente lo sea, pues todo un Dios se recrea, en tan graciosa belleza. A Ti celestial princesa, Virgen Sagrada María, yo te ofrezco en este día alma vida y corazón. Míranos con compasión, no nos dejes Madre mía, ni de noche ni de día, hasta morir en tu amor."  
   

                       
                      
http://es.oocities.com/aparicionesymensajes2002

 

1